Noticia leida 861 veces

Monumental recibimiento vivió el Carrusel Aurinegro en Guayaquil

IMG_3056

Guayaquil, 21 de enero de 2018 (Prensa Deportivo Táchira).- El cuadro amarillo y negro ya se encuentra en territorio ecuatoriano, el recibimiento de las decenas de seguidores, que están radicados en esta ciudad meridional, fue sencillamente espectacular. Luces de bengala, canticos y banderas Aurinegras colmaron las instalaciones del Aeropuerto Internacional José Joaquín de Olmedo.

La delegación tachirense arribó sobre las 9 de la noche hora local, 10pm de Venezuela, desatando la algarabía de más de 250 personas que esperaban con ansias al equipo de sus pasiones. Fueron aproximadamente 20 minutos inolvidables, que ratifican porqué tenemos la mejor afición del país.

Fue inevitable no evidenciar lágrimas de emoción en los rostros de los presentes, todos portando su franela amarilla y negra, y no es para menos, revivir momentos de pasión y sentimiento con el Aurinegro, lejos de nuestras fronteras, no ocurre con frecuencia.

IMG_3091

Travesía Aurinegra

El itinerario de viaje del Deportivo Táchira tuvo su primera escala en la ciudad de El Vigía. El atigrado arribó a la población platanera en horas de la noche del viernes y posteriormente, el sábado en la mañana, realizó una sesión de entrenamiento en el estadio Ramón “El Gato” Hernández, para luego instalarse en su hotel de concentración a la espera del vuelo chárter.

En horas de la tarde de ese mismo sábado se sumaron a la delegación el personal directivo del Deportivo Táchira, medios de comunicación y los 30 fanáticos que fueron sorteados para viajar a Ambato con el equipo.

El sábado el Carrusel Aurinegro pernoctó en Guayaquil. La agenda del domingo para la plantilla inicia bien temprano con labores de activación y acondicionamiento, en lo que será su última sesión de trabajo previo al duelo de la Conmebol Libertadores 2018, frente al Club Social y Deportivo Macará.

IMG_3090

Después de almuerzo se tiene prevista la salida, vía terrestre, a la localidad de Ambato, ubicada a 5 horas de distancia aproximadamente y a 2.500 metros sobre el nivel del mar. Allí el conjunto amarillo y negro quedará absolutamente concentrado, esperando la hora del juego.

Posterior al compromiso, la delegación retornará al hotel de concentración para tomar la cena y alistar maletas de retorno a la ciudad de Guayaquil, donde en horas de la mañana del martes abordará el vuelo chárter que los traerá de retorno a El Vigía.

Los dirigidos por Francesco Stifano tienen claro los objetivos que se han trazado para afrontar la vigésima primera participación Aurinegra en la Conmebol Libertadores, por lo que viajan con optimismo y la ilusión de comenzar con el pie derecho la serie ante el cuadro meridional. FIN.- Redacción y Fotos: José Bolívar.

IMG_3094